Relato VII – Retorno a la Fuente

La tibia luz primaveral, tímida compartiendo en su cielo la luna, la recibió sin nubes no obstante reflejando una tremenda soledad y desamparo sobre los muros de la finca.
Nadie la estaba esperando, a diferencia de cuando era adolescente y venía con sus padres al menos una vez al año; usualmente en primavera.
¿Cuánto tiempo hacía?

Descarga en PDF:    Relato VII – Retorno a la Fuente

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s